Unete Club Alula

Beneficios de hacer yoga junto a tu bebe

21/October/2020

El embarazo puede ser una de las fases más felices en la vida de una mujer, pero no se puede negar el hecho de que el estrés y las tensiones que atraviesa el cuerpo son inmensos, sin mencionar los cambios en la figura y el obvio aumento de peso y estiramiento en la piel. 

La mayoría de las mujeres luchan con las actividades cotidianas después de dar a luz, ya que el cuerpo aún se está recuperando de los rigores del embarazo y el parto. 

Lee también: Cómo te beneficia amamantar a tu bebé recién nacido 

La mejor de las noticias es que existen técnicas como el yoga, que es extremadamente beneficioso y puede ayudar a recuperarte de los efectos del parto sin problemas.

Por cuestiones de salud y autoestima, la recuperación posnatal de la figura es un tema importante.

Es claro que el cuerpo de una mujer sufre cambios tremendos durante el embarazo. 

Estos cambios causan mucho estrés en todas las partes del cuerpo, además, el proceso de tener un bebé y dar a luz es doloroso. 

El yoga después de un parto normal es una excelente forma de aliviar gradualmente la tensión que el cuerpo ha tenido que soportar debido al embarazo y existen también rutinas en donde puedes practicar yoga con tu bebé.

Para empezar te sugerimos que te liberes del estrés y no te forces! es normal que todas subamos de peso en el embarazo. El requisito adicional de ingerir más nutrientes de los habituales y la necesidad de cargar con el peso adicional del bebé provocan un aumento natural, que sin embargo, debe ser monitoreado por tu médico para asegurarse de que sea saludable.. 

El problema comienza después del nacimiento cuando el peso extra del bebé teóricamente ya no se encuentra en el cuerpo. 

Perder peso después del parto no es fácil de conseguir. El yoga, sin embargo, es un antiguo régimen que puede ser tu aliado y con disciplina y un poco de tiempo al día para realizar tu práctica pueden producir resultados fantásticos para perder peso después del embarazo.

Por otro lado, te ayuda a revitalizar y fortalecer tu cuerpo. La mayoría de las nuevas madres experimentan debilidad después del embarazo. 

Los síntomas de esta debilidad incluyen pérdida de resistencia, dolor muscular / articular y agotamiento crónico. 

El yoga ejercitará suave y lentamente los músculos y las articulaciones para recuperar tu fuerza original junto con un aumento gradual de la fuerza y la resistencia del núcleo.

Y también es un magnífico aliado para corregir y recuperar tu postura, has pasado nueve meses de embarazo seguidos del cuidado del bebé después del nacimiento en donde inevitablemente tu postura corporal normal cambiará.

El proceso de moverte con un bebé en crecimiento en el útero es estresante para la columna. Esto aunado a las tareas de amamantar y levantar constantemente al pequeño, después del nacimiento ejerce presión adicional sobre el cuello y los hombros. 

El yoga fortalece todos los músculos y articulaciones esenciales e incluso puede ayudar a las mujeres a lograr una postura mejor que antes del embarazo.

Por otro lado, practicar yoga y dedicarte unos minutos te ayudará a enfocar y lograr una respiración profunda, estirar y relajar el cuerpo. La combinación de movimientos, además junto con la respiración mejoran la circulación sanguínea y oxigenan el cuerpo al mismo tiempo. 

Como tal, el yoga puede inducir un estado de relajación profunda que reduce el estrés y calma el cuerpo y la mente.

Con todo lo anterior, ahora solo es necesario que consideres contar con un tapete de goma, que es un requisito que proporciona amortiguación entre tu cuerpo y un piso duro y lo convierte en una superficie firme antideslizante que evita posibles lesiones.

También ten cerca una para ayudarte soporte adicional y evitar molestias. 

Algunos practicantes hacen uso de los bloques para poses avanzadas que requieren una flexibilidad extrema al igual que de una correa que te ayudan a estirar y sostener las extremidades para ciertas posturas de yoga difíciles de realizar.

Hazte de una ropa cómoda para los estiramientos y posturas complicadas.

Entre las posturas de yoga post embarazo que puedes practicar junto a tu bebé se encuentran las siguientes asanas que no te llevarán más de 15 minutos:

  • Mukha Svanasana - Postura del Perro
  • Utkata Konasana - La diosa
  • Uttanasana – Pinza de pie
  • Navasana – Postura del Barco
  • Setu Bandha Sarvangasana – Postura del Puente

Obviamente, cada una de estas posturas tendrán una cierta adaptación para incluir la participación de tu bebé y conseguirán dos objetivos principales: fortalecerte y fortalecer el lazo afectivo madre-hijo.

Lee también: ¿Cómo identificar cuando mi bebé recién nacido tiene hambre? 

 

—-

Fuente: 

https://www.elblogdeyoga.com/actualidad/yoga-mamas-bebes/ 

 

Otras notas de interés